Categories
minicuento terror

Minicuento (tradicional… II)

No es que la princesa pudiera notar un guisante bajo cien colchones. Alguien le había cosido la última falange de su dedo meñique bajo la piel de la espalda.